Gypsophila

Gypsophila

Cuidado fácil

Una combinación perfecta con…
Ver todos los maceteros a juego

Más información sobre esta planta
Lee más datos sobre esta planta

Regar una vez a la semana
Más sugerencias de cuidado

Le encanta el sol
Más sobre ubicación

Información de la planta

Información general

¿Una manta blanca como la nieve en el medio del verano? Con una Gypsophila, parecerá que tu jardín haya experimentado una tormenta de nieve extremadamente local ya que la planta está cubierta de cientos de pequeñas flores blancas en forma de cuenco. Suele ser muy habitual usar las florecitas para rellenar los ramos. Esta planta queda mejor en una maceta redonda o en una maceta grande junto con otras plantas con flores.

Cuidado

La Gypsophila es una planta fuerte y no necesita mucha agua. Regarla una vez a la semana debería ser suficiente. Mientras riegas, comprueba que la tierra no quede demasiado húmeda.

Colocación

Encuentra un bonito lugar con sol en tu jardín o balcón para esta planta. Algo de sombra también está bien, pero recuerda que la Gypsophila disfruta con el sol.